¡Salvadas por el Taller de la Abuela!

Detalle vestido plumetti banda azul de El Taller de la Abuela
Detalle vestido plumetti banda azul de El Taller de la Abuela

Bueno, pues como siempre, voy con retraso. No sé qué me pasa, que no me dan de sí los días para nada.

¿No es increíble que ya estemos casi en junio? ¡Madre mía!  Si las comuniones ya se están terminando… ¡Pasa la vida, pasa la vi-i-daaaa!

En fin, menos mal que las vacaciones ya las tenemos reservadas, porque ayer, comimos con unos amigos que aún no lo han hecho y han dicho que poquito les va a quedar.

Modelo Ana de El Taller de la Abuela
Modelo Ana de El Taller de la Abuela

Lo único bueno es que les da igual las fechas, así que siempre acaban encontrando cosas.

Modelo linos de El Taller de la Abuela
Modelo linos de El Taller de la Abuela

Pero vamos, que dentro de poco, ya estamos tomando el turrón… jajaja.

Todo el año esperando al verano, para que, encima, climatológicamente hablando, aún no haya hecho calor (a Dios gracias, ahora que no me oye nadie).

Las Comuniones de este fin de semana, para mi gusto, de tiempo, estupendas, ya que no ha llovido en las horas fundamentales, y no hacía calor.

Modelo Constanza de El Taller de la Abuela
Modelo Constanza de El Taller de la Abuela

Era una temperatura muy agradable, que a mí son las que me gustan.

Alpargata lazo rosa de El Taller de la Abuela
Alpargata lazo rosa de El Taller de la Abuela

Almudena se examina mañana del práctico de conducir y estoy más nerviosa yo que ella, ya que si no aprueba, retrasa su viaje a Irlanda y está muy ilusionada.

Vestido sobrecapa blanca de El Taller de la Abuela
Vestido sobrecapa blanca de El Taller de la Abuela

Pero dice que no ha estado pagando tanto, para ahora marcharse sin aprobar y que a la vuelta, se le haya olvidado todo.

Vestido voile azul de El Taller de la Abuela
Vestido voile azul de El Taller de la Abuela

¡Qué miedo me da!  Sobre todo, porque es un puro nervio y no sé qué pasará. ¡Siempre con algo por lo que preocuparme en la cabeza!  Y más que nada, porque veo que ella sufre.

Bueno, sí, ya voy con el tema y son las arras de nuevo, que las que tenéis boda a la que llevar niños, o las propias las novias, ya estáis nerviosas.

Es lo que dejan para el final y claro, así estamos.

Modelo Loira de El Taller de la Abuela
Modelo Loira de El Taller de la Abuela

Una boda conlleva un montón de preparativos y entre que se ponen de acuerdo las madres  (lógicamente, no todas tienen el mismo gusto) y que la novia, cuando se quiere dar cuenta, quiere que vayan como ángeles… no sabéis los líos que se producen en las familias. ¡Madre mía, que yo lo he vivido!

Modelos de El Taller de la Abuela
Modelos de El Taller de la Abuela

Hoy os hablo de “El Taller de la Abuela”, de la que ya os he hablado en más ocasiones para otras cosas.  Se puede decir que es marca y tienda a la vez, ya que todo lo confeccionan ellos y ya llevan doce años. Tienen tienda en la calle Ayala de Madrid y en San Lorenzo de El Escorial, pero confeccionan los trajes de arras por talla o  a medida, si es que no puedes venir a ninguna de las tiendas.

A mí me encanta, porque tú eliges, pero te permiten realizar modificaciones sobre cualquiera de los modelos: tejidos, colores, largos, mangas, escotes, detalles, etc. Así, queda todo a tu gusto. Lo encargas y te lo envían donde quieras. Facilísimo.

Vestido tul y lino de El Taller de la Abuela
Vestido tul y lino de El Taller de la Abuela

Así que, todas tranquilas, que aunque en las tiendas no queden tallas, aquí no hay problema, ya que os lo confeccionan y todo llega a punto.

Os enseño un poco los modelos que tienen, para que podáis ver si alguno os encaja. Ya sabéis que las bandas, colores, largos, pueden variar como queráis.

Modelo tul y lino de El Taller de la Abuela
Modelo tul y lino de El Taller de la Abuela

Uno que no falla y que, realmente, es precioso y súper lucido es éste, el modelo de tul y lino, que aquí lo veis en gris perla.

La niña parece una princesita de cuentos y con corona de flores, la veo sensacional.

El volumen que aporta la falda, hace que sea un vestido muy arreglado y que un cortejo con niñas así, no falle nunca.

Vestido tul y lino de El Taller de la Abuela
Vestido tul y lino de El Taller de la Abuela
Coronas flor seca de El Taller de la Abuela
Coronas flor seca de El Taller de la Abuela

Todo el cuerpo de lino crudo con las mangas de tul, al igual que la falda, hace que sea un vestido vistosísimo y elegante. Realmente estarán ideales. ¡Combinad bien el calzado! Aquí, unas bailarinas sencillas, no os liéis con zapatos recargados, que no lo necesita el vestido.

Vestido plumetti banda verde de El Taller de la Abuela
Vestido plumetti banda verde de El Taller de la Abuela

También puede quedar monísimo con coronitas de flores más pequeñas. Todo, según el toque más o menos pomposo que le quieras dar a la boda.

Vestido plumetti espalda V de El Taller de la Abuela
Vestido plumetti espalda V de El Taller de la Abuela

Otro modelo, que será bonito y apropiado toda la vida, es el vestido de plumetti con la espalda en uve, bien sea con la banda azul, verde o rosa.

Vestido plumetti espalda V banda verde de El Taller de la Abuela
Vestido plumetti espalda V banda verde de El Taller de la Abuela

Son clásicos, dulces y según los complementos, serán unas niñas de diez. Con unas cestitas y coronitas o capotas si son pequeñas, no hay nada más bonito.

Ya veis qué monísima es la espalda y las manguitas con el entredós con lacitos pequeños y la lazadota grande atada por detrás. ¡Requetemonas!

Modelo Azahar de El Taller de la Abuela
Modelo Azahar de El Taller de la Abuela

Tanto el de banda verde, como el de banda azul… Es que el plumetti es mágico para verano. Linos, piqués, plumettis y tules, todo en su justa medida, forman un conjunto perfecto.

Otro con la falda de tul (a las niñas mayorcitas les pirra), es el modelo Azahar, con corte bajo el pecho en rosa con brillo. La falda va fruncida en tul rosa.

Modelo Valeria de El Taller de la Abuela
Modelo Valeria de El Taller de la Abuela

Lo mismo: con coronitas o lazos y unos zapatos adecuados, y no los que lleva, estarán formidables.

Otro precioso es el Valeria, sin mangas para pleno verano, con el cuerpo blanco roto y falda rosa con tul de bodoques. El fajín a tono.

Con coronas de flores en rosas y bailarinas o alpargatas a juego, sensacionales damitas. Los complementos son importantísimos. Acordáos de que pueden arruinar el más bonito de los conjuntos.

Vestido Paola de El Taller de la Abuela
Vestido Paola de El Taller de la Abuela

Uno de mis favoritos y el que sé que ha comprado Beatriz a su niña, es el vestido Paola, divino, con el cuerpo en blanco roto, de manga francesa rematado por una puntillita y falda en verde agua y tul a juego. ¡Me chifla el

tono de este verde!

La espalda, de escote en pico, colosal y fajín a tono, hace que sea una niña cándida, perfecta para un día tan especial.

Modelo Paola de El Taller de la Abuela
Modelo Paola de El Taller de la Abuela

Los zapatos, como le decía a Beatriz, yo no se los pondría en verde, ya que es dificilísimo encontrar el mismo tono y no hay nada más feo que dos verdes diferentes.

Alpargata decorada tul verde de El Taller de la Abuela
Alpargata decorada tul verde de El Taller de la Abuela

Así que le he dicho que le yo pondría bailarinas monas en crudo, que las hay divinas. También la propia marca tiene unas alpargatas a juego. A mí me parece un poco recargado, pero eso ya va en gustos.

Vestido tul y seda de El Taller de la Abuela
Vestido tul y seda de El Taller de la Abuela

Perfecto también, el vestido de tul y seda, en rosa. ¡Qué bonito queda el rosa en los cortejos nupciales!

Es de seda en tonos rosas con capa de tul de bodoque blanco encima.

Vestido Constanza de El Taller de la Abuela
Vestido Constanza de El Taller de la Abuela

Las coronitas a juego para este vestido las vende la propia tienda, si os gustan.

Es un vestido romanticón total. Y también vistosísimo, muy alegre y dulce.

¿Qué os va pareciendo a las novias que lloráis por los rincones estos días?

Yo os entiendo, no sabéis cómo. Pero todo se arregla al final, segurísimo.

Para niñas que no son muy pequeñas, me chifla el vestido de talle bajo de seda.

Vestido talle bajo seda de El Taller de la Abuela
Vestido talle bajo seda de El Taller de la Abuela

Bien en rosa, como éste, que es una monería, con lazote en el talle y puntillas antiguas en el cuerpo y bajo o bien en verde, igual de bonito, según pegue más para la boda el uno o el otro.

Los zapatos jamás se los

Vestido talle bajo verde de El Taller de la Abuela
Vestido talle bajo verde de El Taller de la Abuela

pondría blancos, ya sabéis. ¡Me espantan los zapatos blancos!

Vestido tul y piqué de El Taller de la Abuela
Vestido tul y piqué de El Taller de la Abuela

Y mucho menos, pantys en blanco. Por favor… No tenéis nada más que ver esta monería de vestidos, espectaculares para arras, como el de tul y piqué, con el cuerpo de piqué  en blanco y falda rosa con tul rosa encima a tono.

Vestido tul y piqué de El Taller de la Abuela
Vestido tul y piqué de El Taller de la Abuela

Ideal, pero ¿qué ven mis ojos? ¡Pantys y zapatos blancos! Aquí, para mi gusto, se han columpiado, porque una niña sin medias, con las piernecitas morenas y unas bailarinas rosas cambia todo el conjunto y estaría soberbia.

Vestido piqué y tul de El Taller de la Abuela
Vestido piqué y tul de El Taller de la Abuela

Es lo que os decía de los complementos. ¡Ayyy, madre mía! ¡Tened cuidado, por favor!

Un vestido bombón se puede convertir en un fracaso por culpa de ellos.

Modelo piqué y tul de El Taller de la Abuela
Modelo piqué y tul de El Taller de la Abuela

Y lo mismito ocurre con el idéntico modelo, pero en verde agua. Los vestidos, divinos, pero craso error en medias y bailarinas. ¡Hay que rizar el rizo para una boda! Y no se puede permitir que las niñas vayan con esas medias…

Detalle vestido talle bajo verde de El Taller de la Abuela
Detalle vestido talle bajo verde de El Taller de la Abuela

Con esta advertencia, que puede destrozar todo, os dejo, aconsejándoos que confiéis en “El Taller de la Abuela”. Buenos materiales, diseños monísimos y muy buenos precios.

Las novias que aún no tienen preparados a los niños, que no desesperen. ¡Hablaré más en otro artículo de las arras, que nos están quitando la vida!

Es la época y todas las novias están con los nervios a flor de piel. ¡Qué bonito es el amor!

Un beso con las piernas morenas.

2 comentarios sobre “¡Salvadas por el Taller de la Abuela!”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *